viernes, julio 19, 2019
Banner Top

Para nadie es un secreto que vivimos en la era digital. La tecnología ha avanzado de una manera sorprendente, a tal punto que muchas personas pasan más tiempo en una computadora o un teléfono que en el mundo real interactuando con otros. Este es precisamente el tema que trataremos hoy: ¿cuánto tiempo pasas en el “mundo digital” y cuánto control tienes sobre tu vida el línea?

Mundo digital

La era digital tiene un montón de ventajas, pero como no todo lo que brilla es oro, tenemos que hacer un análisis un poco más profundo al mundo detrás de la pantalla.

Redes sociales

Las redes sociales, sin duda una de las maravillas de nuestro siglo. Hoy en día, la gran mayoría de personas con acceso a internet cuentan con al menos un perfil en una red social, cosa que es comprensible. Las ventajas que ofrece este tipo de sitios web son muchas, por no mencionar que pueden ser muy entretenidas; el problema está en la cantidad de horas que diversos individuos tienden a pasar allí a diario. Cuando por pasar más tiempo en ellas empiezas a descuidar las labores de las que te debes encargar en el mundo real, está claro que no tienes el control suficiente sobre tu vida en línea.

Facebook, Instagram, Twitter y YouTube son algunas de las redes más populares de la actualidad. La cantidad de usuarios conectados diariamente de manera simultánea es inmensa, lo cual nos da la oportunidad de interactuar de una manera u otra con millones de personas de todo el mundo. Aprovechar esta oportunidad es una manera excelente de conocer nuevas personas y forjar nuevas relaciones; sin embargo, siempre hay que tener en cuenta que en el mundo externo también existe la posibilidad de conocer a muchos individuos sin necesidad de estar frente a una pantalla todo el día, hecho que parece que algunos han olvidado.

Es importante acotar que cuando hablamos del mundo digital no nos referimos únicamente a las redes sociales, sino también a los videojuegos.

Los videojuegos

La evolución de los videojuegos a través del tiempo ha sido increíble. En sus inicios era un medio de entretenimiento dedicado a los niños; sin embargo, estos no tardaron mucho en abarcar temas mucho más profundos que gustaran a audiencias maduras, a la vez que fueran lo suficientemente entretenidos como para conseguir millones de usuarios en todo el mundo y crear una industria en la cual se requieren millones de dólares y muchos trabajadores para desarrollar los títulos más importantes.

Para muchos, representan una forma de arte. El esfuerzo dedicado durante tantas horas al desarrollo de estos es tremendo, y el resultado puede ser satisfactorio, tanto para los desarrolladores, como para el público que disfruta del mismo; además de las historias que pueda contar, o de lo espectacular que sea el mismo a nivel visual, otra característica esencial (quizás la más importante de todas) es la jugabilidad: lo entretenido que logre ser un videojuego será en la mayoría de ocasiones lo que permitirá que sea un éxito o no.

La adicción a los videojuegos

Todos buscamos maneras de entretenernos que se adapten a nuestros gustos, lo cual es completamente normal; los videojuegos más jugados a nivel mundial tienen algo en común, son muy entretenidos, hasta el punto de llegar a ser adictivos. Si eres amante de esta forma de entretenimiento, seguramente alguna vez habrás sentido cierta frustración cuando por una razón u otra no puedes jugar tu título favorito; a priori no es algo malo, todos sentimos algo parecido cuando no podemos hacer lo que nos gusta, mas, los videojuegos tienen un potencial adictivo que otras alternativas de ocio no tienen.

Muchas son las personas que pasan horas y horas diarias en juegos en línea, descuidando así las tareas que necesitan ser llevadas a cabo en el mundo real; afectando de manera significativa su calidad de vida. Aunque el debate sobre si la adicción a los videojuegos lleva años, no es sino hasta hace poco que ha pasado a tomarse más en serio, hasta el punto que a partir del 2022, la Organización Mundial de la Salud (OMS) considerará la adicción a los videojuegos como una enfermedad mental, hecho que también abre cierto debate, pero que más allá de eso, deja claro que, hoy en día, la adicción a los videojuegos se tiene que tomar en serio, pues puede afectar seriamente la vida de las personas.

Si te interesa este tema, te invitamos a leer el siguiente artículo: “La adicción a los videojuegos es ya oficialmente una enfermedad mental”.

Nada en exceso es bueno. Es imperativo desarrollar hábitos que nos permitan tener cierto equilibrio entre el mundo digital y el real. Pasar algunas horas en redes sociales o entretenerse disfrutando de los videojuegos, no tiene nada de malo en sí, el problema está en las repercusiones que pueden tener en nuestra vida la adicción a estos medios.

vida en el mundo real

¿Lo esperabas? ¿Estás de acuerdo?

______________________________________________________________

Facebook: 786 Marketing

Instagram: @786.Marketing

Twitter: @786_Marketing

Tags: , ,

0 Comments

Leave a Comment